Mes: agosto 2013

Más de 35.000 conductores multados en el último control de velocidad

Más de 35.000 conductores multados en el último control de velocidadEn los siete días de campaña llevada a cabo por la DGT, los agentes de la agrupación de Tráfico de la Guardia Civil han controlado casi 1 millón de vehículos, concretamente 952.903, de los cuales 35.479 (el 3,72%) han sido denunciados por no cumplir los límites de velocidad establecidos.

De los controles realizados durante la última campaña de control de velocidad (realizada entre el 19 y el 25 de agosto), más de la mitad han tenido lugar en carreteras convencionales (aquellas que disponen de un solo carril en cada sentido) que es donde se producen el 70% de los accidentes con víctimas.

 En concreto, se han controlado en estas vías a 478.142 vehículos, de los cuales, 18.730 han sido denunciados por circular a una velocidad superior a la establecida. En el caso de las autopistas y autovías, los vehículos controlados han sido 474.761, entre ellos, 16.749 conductores han sido denunciados por superar los límites de velocidad establecidos.

Además de la vigilancia de los agentes en carretera, se ha controlado la velocidad de los vehículos desde el aire con el radar Pegasus instalado en un helicóptero.

Los casos más graves

Además de estar catalogada como infracción grave o muy grave, los grandes excesos de velocidad son delito, tal como recoge el artículo 379 del Código Penal. Durante la campaña, cuatro conductores han incurrido en un delito contra la seguridad vial al conducir a una velocidad superior en ochenta kilómetros por hora a la permitida en dicha carretera.

 En Málaga, un turismo fue captado por una radar circulando a 219 km/h en la autovía A-92 cuando el límite establecido en dicha carretera era de 120 km/h. En Valencia, otro turismo fue captado en la AP-7 circulando a 252 km/h cuando el límite de velocidad establecido era de 120 km/h. En Córdoba, en la A-45, una furgoneta que debía circular a 90 km/h fue captada por el radar cuando lo hacía a 184 km/h. Y por último, un motorista en Pontevedra fue captado en la carretera PO-551 por el radar cuando circulaba a 188 km/h cuando lo debía hacer a 50 km/h.

Por estos delitos, los conductores puestos a disposición judicial, podrían ser condenados con la pena de prisión de tres a seis meses o a la de multa de seis a doce meses o trabajos en beneficio de la comunidad de treinta y uno a noventa días, y, en cualquier caso, a la de privación del derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores por tiempo superior a uno y hasta cuatro años.

Fuente: autopista.es


Las 10 piezas que más se sustituyen en los coches

La consultora JD Power and Associates ha publicado un interesante estudio con las diez piezas o componentes de los coches que más se sustituyen en los tres primeros años de vida del vehículo.

Rescatamos un informe de fiabilidad que tanto gusta a los conductores, ya que en la mayor parte de las ocasiones, conlleva un indeseado desembolse económico para el conductor. En este caso, recopilamos los resultados de un estudio realizado por la consultora JD Power and Associates, empresa que se ha encargado de preguntar a varios miles de conductores estadounidenses sobre las piezas de su automóvil que más han tenido que sustituir durante los tres primeros años de vida de su vehículo nuevo.

 El 'top ten' o el listado con las diez piezas de coches que más se sustituyen, según JD Power and Associates, es el siguiente.

1. Batería

Es el componente del automóvil que más sustituyen los conductores norteamericanos. De los encuestados, un seis por ciento del total de los encuestados señaló la batería como principal elemento a sustituir.

2. Bombillas

Las bombillas de los grupos ópticos traseros son otro de los componentes que los conductores encuestados tuvieron que cambiar durante los tres primeros años de vida de su vehículo. Las bombillas que más se reemplazaron fueron las correspondientes a la luz de freno y a la luz de marcha atrás. Total encuestados: 4,8 por ciento.

3. Discos de frenos

El 3,6 por ciento de los encuestados también señaló los discos de freno como otra pieza que se sustituye con cierta frecuencia. La consultora indica que antes de cambiar los discos de frenos, el coche 'suele' avisar con pequeños ruidos cuando el conductor pisa el freno. Cuando aparecen esos pequeños ruidos, esta situación conlleva como mínimo la sustitución de las pinzas de freno o de las pastillas. Sin embargo, la mayor parte de los conductores suele hacer caso omiso a estas primeras señales y sólo acuden al taller cuando el ruido crece en intensidad sonora. Grave error, puesto que la degradación de pastillas y pinzas ya han afectado a los discos.

4. Parabrisas

La rotura del parabrisas fue otra de las frecuentes respuestas dadas por los encuestados. El 3 por ciento de los mismos admitió haberlo sustituido por el impacto accidental de una pequeña piedra u objeto presente en la calzada.

5. Indicador de presión de neumáticos

Sorprendentemente, en quinto lugar de las piezas o componentes que más sustituyen los conductores norteamericanos, nos encontramos con el indicador de presión de neumáticos. El 2,8 por ciento de los mismos admitió haberlo reemplazado por su mal funcionamiento. En el estudio de JD Power no se especifica las causas del mal funcionamiento de los indicadores de presión de neumáticos de los coches estadounidenses.

6. Faros delanteros

Las bombillas de los faros delanteros fue otra de las piezas que más repararon los conductores norteamericanos, concretamente un 1,8 por ciento.

7. Bujías

Otra pieza muy común a sustituir en los tres primeros años de vida de un vehículo. El 1,5 por ciento de los conductores admitió haber reemplazado las bujías de su coche.

8. Mando de llave a distancia

Las llaves inteligentes, dotadas con una pila o una pequeña batería y un sensor de proximidad que lo conecta con el vehículo, tampoco son infalibles. En la mayor parte de los casos, con simplemente cambiar la pila del mando es suficiente, aunque en ocasiones, un mal funcionamiento del propio circuito interno electrónico implica la sustitución del mando usado por uno nuevo.

9. Tiradores de puertas y seguros de cierre

El 0,9 por ciento de los conductores americanos también admitió tener algún problema relacionado con los tiradores de las puertas o con los seguros de cierre/apertura de las mismas.

10. Fusibles

Por último, el listado de las diez piezas que más sustituyen los norteamericanos se completa con la posición número 10, en la que aparece el reemplazo de alguno de los fusibles. Es un problema muy leve pues su reemplazo es uno de los costes más económicos en el mantenimiento de un coche.

Fuente: autopista.es


Volkswagen y Google hacen más ameno tu viaje con su aplicación SmileDrive

VoVolkswagen y Google hacen más ameno tu viaje con su aplicación SmileDrivelkswagen America y Google han creado la aplicación ‘SmileDrive’, que promete hacer los viajes en coche mucho más divertidos. Conectando nuestro dispositivo móvil Android al automóvil mediante Bluetooth y vinculados a nuestra cuenta de Google podremos compartir con nuestros amigos nuestra ubicación, distancia y tiempo empleado en nuestros recorrido, recibiendo puntos, comentarios y alcanzando logros.

Lo que Volkswagen quiere es que cada usuario de sus coches pueda compartir por redes sociales información sobre sus viajes, así como hacer más amenos y divertidos los trayectos largos en coche. Para ello, ha creado en colaboración con Google la aplicación para dispositivos Android ‘SmileDrive’. Bastará con tener una cuenta asociada a Google y conectar nuestro móvil al coche mediante conexión inalámbrica Bluetooth para que funcione.

Cuando inicies un viaje, la aplicación mostrará a tus amigos información como tu ubicación, destino o incluso acompañantes en el vehículo. De esto dependerá que los demás comenten y puntúen tu viaje en tiempo real. Otra importante función es la denominada ‘Punch’, que viene a ser una especie de ‘golpe virtual’ que te suma puntos. Estos ‘golpes’ tendrán lugar cuando te cruces con otro Volkswagen que tenga instalada la aplicación ‘SmileDrive’ y si es del mismo modelo que el tuyo sumarás aún más puntos.

Además, cuando acabes tu viaje es posible hacer una recopilación de las fotos hechas durante tu estancia de descanso y la propia app ‘SmileDrive’ creará una URL o dirección de enlace que podrás compartir con amigos y familia en redes sociales.

Por ahora, está disponible de manera totalmente gratuita una versión beta de la aplicación que se puede descargar en Google Play Store, pero sólo se puede acceder a ella en territorio norteamericano.

Fuente: autopista.es


Diez trucos sencillos para ahorrar combustible

1. Al arrancar, no pises el acelerador

No es necesario pisar el acelerador al arrancar. Aunque lleves un tiempo sin mover el coche, desde que los automóviles montan motores de inyección, la tecnología permite arrancar el automóvil con simplemente activar el contacto. En determinados vehículos, por cuestiones de seguridad y del funcionamiento de la tecnología en cuestión, lo que sí procede -según el caso- es pisar el embrague o el freno (esto ocurre en la mayoría de los coches dotados con botón de arranque y apagado).

2. Utiliza sólo la primera al arrancar

3. Cambios de marcha en bajas revoluciones

Entre 2.000 y 2.500 rpm en los coches con motor de gasolina; y entre 1.500 y 2.000 rpm en los Diesel. Si tu coche no tiene cuentarrevoluciones, puedes tomar como referencia la velocidad. La tercera a partir de 30 km/h, la cuarta a partir de los 40 km/h, la quinta a partir de los 50 km/h y la sexta —si la tiene— a partir de los 60 km/h.

4. Velocidad uniforme

Evita acelerones y frenazos en la medida de lo posible. Utiliza la marcha más larga a bajas revoluciones del motor y con el pedal del acelerador pisando en torno a 3/4 partes de su recorrido (no es recomendable circular con el acelerador 'a tabla', es decir, hasta el fondo).

5. Anticípate al tráfico

Observa todo lo que sucede por delante y evalúa la situación para actuar de manera eficiente. Adáptate a las circunstancias para evitar acelerones y frenazos innecesarios. Cuando tengas que reducir la velocidad o detenerlo por completo, hazlo de manera progresiva.

6. Cambios de marcha en subidas

Retrasa lo máximo posible las reducciones de marcha cuando estés atravesando un tramo de subida, incrementando la presión sobre el acelerador pero sin llegar a pisarlo a fondo.

7. En bajadas, la marcha más larga

Adelanta el cambio de marchas a revoluciones algo menores a las recomendadas anteriormente y circula en la marcha más larga posible, utilizando el rodaje por inercia.

8. Cómo tomar las curvas

Cuando te aproximes a una curva, no frenes bruscamente. Reduce la velocidad levantando el pie del acelerador y deja rodar el coche con la inercia de la marcha engranada. Sólo si lo necesitas, frena de forma suave y con anticipación, reduciendo de marcha únicamente cuando sea necesario. Dentro de la curva mantén una aceleración uniforme acorde al trazado y nunca frenes en mitad de la misma y con las ruedas giradas (frenar si procede y la reducción de velocidad, siempre con bastantes metros de antelación, de aquí la importancia a la anticipación visual en la circulación).

9. En paradas prolongadas...

... es recomendable apagar el motor. El consumo de combustible con un motor al ralentí es de 0,5-0,7 litros por hora. Cuando estimes que vas a parar durante más de un minuto —por ejemplo, en un paso a nivel o estás en un gran atasco—, lo mejor es apagar el motor.

10. Presión de los neumáticos y carga

Circular con la presión de los neumáticos recomendada por el fabricante, no sólo te ayudará a evitar pinchazos y reventones, sino que también contribuirás a reducir el gasto de combustible. Un coche con baja presión de neumáticos consume más que otro que las lleva en niveles óptimos. Por otro lado, circular tanto con exceso de carga como con una mala colocación de la misma, también afectará al gasto de combustible (y también, al reparto no equitativo de pesos en el interior del coche, contribuyendo a la menor estabilidad de marcha del vehículo). Si llevas sobrecargado tu coche, también debes tener en cuenta que el espacio de frenada -en el caso de que necesites frenar bruscamente- también se alarga.

Fuente: autopista.es