Mes: agosto 2017

El sistema de aviso de cambio involuntario de carril previene casi 85.000 accidentes

Un estudio llevado a cabo en Estados Unidos pone de manifiesto el impacto tan positivo de esta tecnología para evitar los accidentes causados por la salida involuntaria del carril.

Los sistemas de aviso de cambio involuntario de carril, que antes estaban reservados a los coches premium o las versiones más altas de la gama de un modelo, se han convertido en parte del equipamiento de serie de muchos vehículos, independientemente de su categoría. Una buena noticia, según el Instituto de Seguridad en las Carreteras de Estados Unidos.

Precisamente la vicepresidenta de este organismo norteamericano, Jessica Cicchino, ha llevado a cabo un estudio para determinar la efectividad de este sistema, tomando como base los datos de los accidentes de tráfico reportados por la policía en el año 2015. Y lo que se encontró fue bastante interesante y concluyente.

El estudio revela que el uso del sistema de aviso de cambio involuntario de carril reduce la tasa de accidentes hasta un 11 por ciento, y hasta en un 21 por ciento las heridas en caso de que se produzca el golpe. Extrapolando estos datos, se llegó a la conclusión de que se habían evitado hasta 85.000 accidentes y 55.000 heridos ese año.

Según Cicchino, “esta es la primera evidencia de que esta tecnología está trabajando para prevenir accidentes de vehículos de pasajeros en las carreteras de los Estados Unidos.” Y añade que “dada el elevado número de accidentes fatales causados por la salida involuntaria del carril, este sistema encaminado a evitarlos tiene el potencial de salvar muchas vidas.”

Otros estudios llevados a cabo previamente para determinar la efectividad del sistema de aviso de cambio involuntario de carril han llegado a la conclusión de que esta tecnología puede reducir los accidentes hasta el 50 por ciento. Sin embargo, el Instituto para la seguridad en las carreteras de Estados Unidos cree que el motivo principal por el que no se ha podido alcanzar esta cifra es porque los conductores suelen desactivar este sistema, a pesar de los beneficios para la seguridad que tiene.

Fuente: autopista.es


Dudas: ¿se pueden comprar coches embargados? ¿Son más baratos?

Comprar un coche embargado puede ser una buena oportunidad para ahorrar unos buenos euros a nuestro bolsillo y hacernos con un buen automóvil por poco dinero.

La presencia en los medios de comunicación de las subastas de coches embargados ha crecido con los años. Las noticias sobre corrupción han llevado a primera plana este tipo de acciones en las que se anuncian coches de alta gama a precios irrisorios en comparación a su valor real. Pero, ¿qué coches se ofrecen en este tipo de subastas? ¿cualquiera puede hacerse con uno? Y, especialmente, ¿merece la pena pujar por este tipo de automóviles?

Seguro que viste aquella noticia en la que se contaba que nadie se había hecho con el Audi A8 blindado oficial de Rita Barberá y, además, te preguntaste quién iba a querer hacerse con un coche así a pesar de los 15.000 euros que valía. Su mantenimiento puede ser tan alto que seguro que pensaste que quien pueda mantener ese tipo de vehículos ya se los comprará nuevos.

Pues lo primero que tienes que saber es que no todos los coches embargados que se venden son de este estilo. Si estás atento a este tipo de pujas sabrás que hay modelos de todo tipo, más caros y más baratos y que los 15.000 y 18.000 euros que se pedían por estos dos Audi A8 de la mandataria valenciana son una rara avis dentro del mundillo.

¿Cuánto puede valer un coche embargado?

La mayoría de los coches embargados que salen a subasta cuentan con un precio muy por debajo de su valor real en el mercado de segunda mano. En algunos casos los coches salen a subasta con un valor mínimo, pero en otros sólo se pide una pequeña señal y la cantidad de dinero que estamos dispuestos a pagar, por lo que podemos hacernos con un automóvil incluso por debajo del valor de tasación de la institución organizadora de la subasta.

Por ejemplo, realizando una búsqueda rápida hemos encontrado automóviles de todo tipo y precios, en función de los kilómetros recorridos y de su estado. Por ello, podemos encontrarnos desde un Renault Grand Espace tasado en 4.500 euros pero sin puja mínima a un BMW X5 con un precio de salida de 1.500 euros.

¿Por qué esta diferencia de precio?

La respuesta es evidente: el estado del vehículo. Por lo general, los coches subastados tras un embargo suelen ser automóviles en buen estado, sin embargo, hay que tener mucho cuidado con aquellos que parecen gangas. Los automóviles más baratos son vehículos de alta gama que se han incautado durante investigaciones relacionadas con el tráfico de drogas, por lo que su estado puede estar muy deteriorado y es necesario hacer múltiples reparaciones una vez adquirido el coche.

El Plan Nacional sobre Drogas publica cada cierto tiempo subastas públicas de los coches incautados. En el listado (que se puede ver en su página web) hemos encontrado ese BMW X5 que parte de los 1.500 euros y cuya subasta está ahora mismo abierta. En dicho comunicado se especifica el estado del automóvil y qué reparaciones son necesarias. En este caso, se señala que el motor está gripado.

¿Cuál es el procedimiento para hacerme con un coche embargado?

Cada institución pública tiene su propia forma de actuar pero en la mayoría de casos se repite el mismo procedimiento. En las convocatorias se especifica si se puede, o no, visitar el coche subastado y en qué depósito se encuentra. En el caso de que queramos pujar por alguno de los vehículos, en la mayoría de casos se lleva a cabo a sobre cerrado. Se pide documentación básica como el DNI, un documento en el que se deje claro cuánto se ofrece por el coche y un cheque con un aval que fluctúa entre el 5 por ciento del Plan Nacional de Drogas o los Juzgados hasta el 25 por ciento que exige Hacienda.

En el caso de las subastas llevadas a cabo mediante la página web oficial de la institución, lo único que se suele exigir es la firma electrónica y un número de cuenta con el que asegurar el pago de la entrada establecido por cada institución.

¿Quién realiza estas subastas y cómo puedo enterarme?

Los coches embargados que son subastados suelen ser el resultado de investigaciones penales o impagos, por lo que las instituciones que suelen llevar a cabo este tipo de ventas son los Juzgados y el Plan Nacional de Drogas, donde encontraremos los coches más baratos pero en peor estado, la Seguridad Social, Hacienda y los Ayuntamientos.

En todos los casos, las páginas web oficiales tienen accesos directos a este tipo de subastas y en ellos se ofrece toda la información relativa a cada evento, como los plazos previstos, la documentación necesaria o la exposición de los automóviles. Además, las subastas organizadas por los Juzgados, Hacienda y Seguridad Social son publicadas en el BOE y cada organismo tiene su propio número de teléfono para ofrecer toda la información necesaria a los interesados.

Fuente: autopista.es


Con las turbo rotondas, se reducen los accidentes (casos reales)

Vigo, una de las ciudades que más ha apostado por la implantación de este tipo de rotondas, ha conseguido reducir los accidentes en ellas de forma drástica.

Las rotondas son, a día de hoy, uno de los lugares donde más accidentes urbanos se producen. Fuente continua de pitidos e improperios entre conductores, este recurso tan habitual en nuestras carreteras podrían ver reducida su siniestralidad si son transformadas a las nuevas turbo rotondas, tal y como ha sucedido en Vigo.

La ciudad gallega es una de las que más ha apostado por la implantación de las turbo rotondas, desde que llegarán a nuestro país hace poco más de dos años. Vigo comenzó a renovar algunas de sus rotondas a finales de 2015 y, desde entonces, los accidentes se han reducido hasta en un 43 por ciento.

Comparándolo con datos de años anteriores, la media de accidentes en las rotondas tradicionales, que ahora se han reconvertido a turbo rotondas, era de 270 siniestros al año (alcanzando en 2013 un total de 296 accidentes). Sin embargo, desde su implantación se han contabilizado 159 accidentes en ellas.

¿Qué son y desde cuándo funcionan?

Como hemos dicho, las turbo rotondas son de relativa implantación en nuestro país. Su aparición provocó un buen número de críticas y comentarios escépticos sobre la eficiencia de su uso, pero desde 2015 cada vez son más fáciles de ver. Sin embargo, este modelo es bastante usual en algunas ciudades europeas y en los Países Bajos circulan por ellas desde la década de los 90.

En cuanto a su funcionamiento, las turbo rotondas quieren evitar los clásicos “cortes” que podemos ver cada día en la rotonda clásica que tengamos más cerca de nuestra casa. Los carriles están bien definidos por líneas continuas que nos impiden cambiarnos entre ellos dentro de la misma, por lo que hay que tener claro hacia dónde nos dirigimos desde un principio. Una vez dentro, las marcas viales nos dirigirán hasta la salida escogida previamente.

Fuente: autopista.es