Mes: octubre 2019

Los medicamentos que dan sueño y pueden ser peligrosos al volante

Los medicamentos que dan sueño y pueden ser peligrosos al volanteUno de cada cinco conductores en España se medica como parte de sus tratamientos. Mucho ojo, porque muchos de estos medicamentos pueden afectar a nuestras facultades al volante.

Si bien los avisos en determinados medicamentos no te prohíben conducir si los estás tomando, sí que advierten a los conductores de los posibles efectos. Y estos, ya os decimos, no son nada recomendables para combinar con la conducción.

Desde el pasado año 2007, la ley exige en España que los medicamentos que afecten a las capacidades de conducir un vehículo (o manejar maquinaria) deben avisar, mediante el siguiente pictograma en la caja y mediante las indicaciones correspondientes en el prospecto, de los posibles efectos si se toman y vas a conducir después.

No pienses que solo los típicos medicamentos para tratar la ansiedad o los antidepresivos y antihistamínicos tienen efectos secundarios en el conductor que pueden afectar a su sistema nervioso, producir mareos o sueño. Otros muchos –y muy habituales e incluso sin receta– pueden producir este tipo de consecuencias, tales como los analgésicos, los colirios o los anticatarrales.

Medicamentos y conducción: recomendaciones de la DGT

¿Qué efectos tienen estos medicamentos a la capacidad para conducir? Pasando por la somnolencia, la visión doble, visión borrosa, o la dificultad para concentrarse o estar alerta, hasta la sensación de vértigo, lentitud de reacciones, falta de coordinación, desvanecimientos o mareos.

¿Cuándo se necesita prestar especial atención si te estás medicando y vas a conducir? Sobre todo, al comienzo de cada tratamiento o cuando se produce un cambio en la dosis y cuando se están tomando varios medicamentos a la vez. Se debe estar alerta igualmente si el conductor está cansado, si es una persona mayor y, obviamente, si se consume alcohol.

La DGT recomienda siempre preguntar al profesional sanitario sobre los riesgos de conducir durante dicho tratamiento, y por supuesto, no ingerir alcohol cuando se toman medicamentos.

Medicamentos y conducción: cuáles pueden afectar a la conducción y cómo

A continuación, te dejamos con un resumen claro y directo de cómo los medicamentos pueden afectar a la capacidad del conductor para manejar un vehículo. Estos son, en síntesis, los que se utilizan para tratar las alergias, catarro, gripe, sueño, ansiedad, depresión, psicosis, epilepsia, diabetes, párkinson, dolor, migrañas y afecciones oculares.

  • Trastornos del sueño (hipnóticos): somnolencia, disminución de la atención y disminución de la capacidad de reacción.
  • Ansiedad (ansiolíticos): somnolencia, disminución de la atención y disminución de la capacidad de reacción.
  • Depresión (antidepresivos): nerviosismo, ansiedad, somnolencia, alteración de la coordinación, visión borrosa.
  • Gripe y catarro (antigripales y anticatarrales): somnolencia.
  • Dolor (analgésicos): somnolencia, disminución de la capacidad de concentración y de reacción, mareo.
  • Alergias (antialérgicos): somnolencia, capacidad de reacción reducida, visión borrosa (colirios).
  • Migrañas (antimigrañosos): somnolencia, mareos, debilidad.
  • Afecciones oculares: visión borrosa.
  • Psicosis (antipsicóticos): somnolencia, mareo, agitación, cansancio.
  • Epilepsia (antiepilépticos): somnolencia, mareos, visión borrosa, fatiga, sensación de debilidad).
  • Párkinson (antiparkinsonianos): somnolencia, episodios repentinos de sueño, espasmos, visión borrosa, confusión.
  • Diabetes (antidiabéticos): hipoglucemia.
  • Antihistamínicos: somnolencia, capacidad de reacción reducida.

Medicamentos y conducción: ¿pueden dar falsos positivos?

Ya no es solo una cuestión de seguridad: no conducir mientras te medicas te puede prevenir también de sufrir un falso positivo en los controles antidroga de las autoridades de Tráfico a pie de carretera. Del 17 por ciento de los conductores que dan positivo, el 2 por ciento se corresponde al consumo de medicamentos.

En este enlace tienes la lista de medicamentos que pueden dar un falso positivo en un test antidroga. ¡Ojo! Incluso el ibuprofeno está en la lista.

Para más información consultar artículo original

 


“No me seas Paco”: la Guardia Civil avisa de esta conducta incívica

“No me seas Paco”: la Guardia Civil avisa de esta conducta incívicaDel “A saco Paco” a, hoy, “No me seas Paco”. La Guardia Civil alerta en sus redes sociales sobre una conducta incívica suele darse en carretera. Te contamos cuál es.

Desde luego, no sabemos qué le pasa a la Guardia Civil con Paco, pero su nombre no es la primera vez que sale a colación en mensajes de alertas o avisos en sus redes sociales. Si hace unos días te contamos que su cuenta de Twitter denunciaba lo que denominaban como “método A saco Paco” al conducir en rotondas (es decir, cruzándola sin respetar carriles ni derechos de paso), hoy avisan de lo que han denominado “No me seas Paco”. Pero, ¿qué es?

Con este mensaje, la Guardia Civil en realidad pretende evitar o concienciar una práctica bastante habitual: la de conductores que dan un golpe a otro coche y huyen del lugar si no hay testigos. A través de Twitter, el cuerpo de seguridad da pide que no se realice esta conducta incívica, dando a conocer la historia precisamente de Paco.

Según informa así la Guardia Civil, un conducto que se llamaba Paco golpeó accidentalmente a otro vehículo. Pero, en lugar de dejar sus datos al coche dañado o abrir un parte de atestado, quiso olvidarse del suceso. Sin embargo, al increparle un viandante de que no podía dejar así la situación, su solución fue fingir delante de él que rellenaba un parte, cuando en realidad solo le dejó sobre el parabrisas una nota.

Esta nota, como puedes ver en el tuit de la Guardia Civil, decía textualmente: “Hola, mi nombre es Paco. Accidentalmente he golpeado tu coche y alguien me ha visto. Así que finjo apuntar mis datos y dejártelos en el parabrisas. Lo siento”. De ahí el mensaje que lanza hoy la Guardia Civil y que, nosotros, apoyamos. Por favor, “No me seas Paco”.

Para más información consultar artículo original


¿Qué significan las etiquetas de los neumáticos? Todo lo que tienes que saber

¿Qué significan las etiquetas de los neumáticos? Todo lo que tienes que saberA la hora de comprar un neumático es bueno que te fijes en su etiqueta. ¿No sabes lo que significa? Nosotros te contamos todo lo que tienes que saber.

Los neumáticos son la única parte que están en contacto con el suelo. Por ello, es importante que los mantengas en buen estado y que cuides su presión para evitar posibles accidentes, pinchazos o reventones. Además, como te hemos contado, no duran para toda la vida. Por ello, es importante tener claro qué estamos comprando cuando queremos ponerle un juego nuevo a nuestro coche.

Antes de nada, piensa que si tus pies necesitan un número de zapato concreto, tu vehículo también tiene que montar unos neumáticos adecuados. Por ello, antes de nada, comprueba que estás comprando las medidas correctas para tu coche. El fabricante suele recomendar las mismas que el coche lleva de serie, determinando su tamaño la medida de la llanta, el perfil y el ancho de la goma. Pero también el número y la letra que se sitúa a continuación, los cuales determinan la velocidad y el peso máximo que son capaces de soportar.

¿Qué significan las etiquetas de los neumáticos? Todo lo que tienes que saber

Antes de comprar un neumático, comprueba sus medidas
Una vez tenemos las medidas, podemos saltar a la etiqueta. Desde 2012 todos los neumáticos vendidos en la Unión Europea están obligados a llevar un etiquetado en el que se muestra su eficiencia, el agarre en mojado y el nivel de ruido que producen. Evidentemente, cuanto más eficientes también serán más caros, pero la inversión merecerá la pena, como vamos a ver. Y desde el pasado mes de noviembre, los neumáticos clase F ya han dejado de venderse.

El etiquetado de los neumáticos, sus tres apartados

Como puedes ver en la fotografía que tienes a continuación, el primer apartado está representado por un neumático y un surtidor de gasolina y representa el consumo de combustible provocada por la goma. Así, un neumático clase A puede ahorrar hasta 240 euros en combustible a lo largo de su vida útil respecto a uno de la clase E.

¿Qué significan las etiquetas de los neumáticos? Todo lo que tienes que saber

Etiquetado obligatorio de los neumáticos

En cuanto a su agarre en mojado, este apartado está representado por una rueda y una nube con lluvia. En este caso, las diferencias entre la primera y la última categoría pueden ser de hasta 18 metros en una frenada de emergencia a 80 km/h.

Por último, la imagen inferior, un neumático con un altavoz, incluye el número de decibelios generados por la goma y su relación al límite máximo permitido. Es decir, en la etiqueta negra viene incluido un número que señala los decibelios totales emitidos, mientras que una onda señala que el neumático emite, mínimo, tres decibelios menos que el límite máximo permitido, las dos ondas situarían al neumático entre el límite máximo y tres decibelios menos. Por último, Si lleva tres ondas es que supera los límites máximos permitidos porque en el futuro puede generar hasta cuatro veces más ruido.

Para más información consultar artículo original


Dudas: baterías baratas, ¿son piratas o falsas por costar la mitad en Internet?

Dudas: baterías baratas, ¿son piratas o falsas por costar la mitad en Internet?Muchos lectores nos advierten que, por Internet, encuentran baterías que, con misma referencia y misma marca, cuestan la mitad de precio. Pero, ¿son auténticas o falsas?

Las baterías son uno de los elementos que, sí o sí, tendrás que cambiar varias veces a lo largo de la vida útil de tu coche. Por esa razón, siempre es un tema recurrente en las dudas de nuestros lectores. Pero esta vez nos hacemos eco de una consulta que nos ha parecido muy interesante y de la que no habíamos hablado hasta hoy. Ésta es la pregunta:  “Comentando a un amigo lo que han subido las baterías, me enseñó una que había comprado en Internet por ebay para su coche. Costaba menos de la mitad que una tarifa oficial, siendo teóricamente de la misma marca y con la misma referencia. ¿Puede haber baterías piratas? Si no es así, ¿dónde está el truco?”

Responde nuestro experto técnico

Imagina los millones de baterías que se producen en el mundo y la cantidad de canales por las que te pueden llegar. Y no creas que las baterías que puedas comprar se han hecho en China y tengan necesariamente peor calidad, porque aquí también se hacen miles de baterías para el mercado chino.

No conozco "el truco" como dices, pero sí hay muchas vías para conseguirlas legalmente a buen precio (considera que las marcas blancas de Carrefour, por poner sólo un ejemplo, son encargos masivos a fabricantes de baterías de primer nivel). Tampoco es igual tener un local en el centro de la ciudad, con unos impuestos y cargas elevadas, que quienes las almacenan en un terreno con apoyos locales...

Los 0,1 m2 que ocupa una batería en un taller oficial bien ubicado, luego tiene ventajas y garantías que no da en internet cualquier negocio desconocido. Fíjate en "cómo de igual" es esa batería a la original, pero en el detalle. Busca la fecha de fabricación. Y considera que "una letra más" ya es una especificación diferente.

Para más información consultar artículo original