La FIA ha lanzado una campaña a nivel mundial para concienciar a conductores, ciclistas y peatones del peligro del uso del móvil en sus desplazamientos

La campaña de seguridad de la Federación Internacional del Automóvil (FIA) llega a España con la colaboración de los clubes automovilísticos del RACE y el RACC. El objetivo de #AparcaTuMovil es concienciar a conductores, ciclistas y peatones del peligro de usar el teléfono móvil en el tráfico. Esta iniciativa se ha presentado a los miembros del Parlamento europeo y se pondrá en marcha en una veintena de países de Europa, África y Asia.

Con mensajes directos, concisos y fáciles de recordar como “No escribas y conduzcas” o “Pon las dos manos en el volante y concéntrate en la carretera”, #AparcaTuMovil buscará promover el uso responsable del móvil en los desplazamientos. También se utilizarán datos reales alertando que hablar por teléfono multiplica por 4 la probabilidad de sufrir un accidente y que los conductores que escriben un mensaje tienen 23 veces más probabilidades de accidentarse.

Para Jean Todt, presidente de la FIA, “la seguridad vial es una de mis principales prioridades. Los conductores, los ciclistas y los peatones necesitan entender los peligros de utilizar teléfonos inteligentes en el tráfico. Para combatir las 3.500 vidas perdidas diariamente en accidentes de tráfico, reclamo a todos los usuarios de la vía pública a que “aparquen” sus teléfonos cuando estén envueltos en la circulación de una u otra manera”.

Por su parte, la Comisaria Europea de Transportes, Violeta Bulc, indicó que “con los teléfonos inteligentes integrados en nuestras vidas, parece cada vez más difícil apartar los ojos de la pantalla. De hecho, conducir de forma distraída es causa de un número creciente de víctimas en la carretera”.

Según cifras de la DGT, la conducción distraída o desatenta supone la causa de más del 50 por ciento de los accidentes con víctimas en España.

Recomendaciones del RACC

Para reducir la siniestralidad relacionada con el uso del móvil, el RACC recomienda promover el uso de aplicaciones que bloquean el móvil durante la conducción; exigir que se creen certificaciones (por ejemplo, una norma ISO) para poder homologar apps relacionadas con la movilidad e identificarlas como seguras y compatibles con la conducción; e implicar a las grandes empresas de Internet, fabricantes de teléfonos móviles y operadoras de telecomunicaciones en la mejora de las aplicaciones móviles para una integración más segura en la conducción.

Fuente: autopista.es