Movilcar La Negrilla

Cómo reclamar un aumento en las indemnizaciones de accidentes de tráfico

Cómo reclamar un aumento en las indemnizaciones de accidentes de tráfico

Si has tenido un siniestro o un accidente de tráfico y compruebas que la indemnización no cubre ni siquiera los daños del coche, no desistas: te contamos cómo puedes reclamar.

Según la última memoria del sector de las aseguradoras, nada menos que 110.000 personas reclamaron el pasado año en los servicios de atención al cliente por considerar escasas sus indemnizaciones en caso de accidente con el coche. Y eso contabilizando solo a aquellas personas que decidieron no aceptar las propuestas, ya que imaginamos que muchos más clientes decidieron aceptar su descontento por no iniciar trámites muy farragosos en tiempo y forma.

De hecho, la propia Organización de Consumidores y Usuarios, la OCU, ha denunciado estos días que este tipo de indemnizaciones son en muchas ocasiones injustas con los clientes, recomendando a los asegurados que rechacen directamente aquellas que resulten insuficientes para cubrir los gastos del taller, como suele ocurrir muchas veces.

En este sentido, la recomendación de la OCU es que, además de rechazarla, solicites un aumento proporcional al daño real del coche. Pero, ¿cómo proceder para exigir una indemnización mayor y más justa?  ¿Cómo podemos reclamar?

La OCU da un primer consejo: dentro de los 7 días siguientes al siniestro o accidente, da el parte a la aseguradora como siempre. Pero, además, realiza otro escrito donde exijas que te hagan una oferta de indemnización donde se aporte los datos en los que se basan para fijar la cantidad concreta que se ofrezca. Y en el caso de que hayas contratado el seguro a través de un mediador, habla con él.

Si, aun así, el importe crees que sigue siendo insuficiente una vez que te comuniquen tu indemnización, acude ya al servicio de atención al cliente de tu seguro. Para ello, realiza un escrito afirmando uno de estos supuestos:

1. Que tienes derecho a la reparación íntegra del daño del coche, según indica el Código Civil. O a más de lo que te ofrecen si aplican mal la regla de equidad.

2. Que usarás la garantía de reclamación de daños de la póliza para designar abogados de tu confianza, con el objetivo de que reclamen el importe que consideras justo en la indemnización. Siempre en el caso de daños causados por el otro automóvil.

3. Que además necesitas los medios que te deben y vienen al caso, como por ejemplo un coche de sustitución. Es importante dejar constancia de que, cuanto más tarden en la resolución, mayor perjuicio reclamarás.

La OCU concluye sus consejos advirtiendo de que, si pasado un mes no obtienes respuesta alguna a tu escrito y reclamación, o incluso te han dado respuesta pero no te convence, tienes otra vía abierta: reclamar al Servicio de Reclamaciones de la Dirección General de Seguros (DGS). Podrías pagar un perito para que valore los daños de tu coche, pero solo en el supuesto de que la diferencia con lo que te propone la aseguradora supere los 2.000 euros, sino resultará más barato pedir otros presupuestos en distintos talleres.

Ya por último, si aun así no obtienes la indemnización que te corresponde, puedes valorar ir a juicio usando la cobertura de reclamación jurídica del seguro. En este sentido, la Organización de Consumidores y Usuarios aconseja también que contrates un límite suficiente, de al menos unos 4.000 €, para hacer frente al pago de los abogados escogidos por ti, ya que los de la compañía no serían en ese caso de fiar por completo. Debes saber, eso sí, que ir a juicio obligará, primero, a pagar el siniestro por tu parte.

Para más información consultar artículo original


La DGT vuelve a alertar de estafas relacionadas con multas de tráfico

La DGT vuelve a alertar de estafas relacionadas con multas de tráficoRecuerda: la DGT solo comunica las sanciones con el sistema de notificaciones electrónicas a quien está suscrito. Facua advierte hoy de nuevo de otra campaña de “phishing”.

La organización Facua, una entidad de defensa de los derechos de los consumidores, ha vuelto a advertir públicamente de una nueva campaña de “phishing”, una técnica que persigue el engaño y la estafa haciéndose pasar el delincuente por una empresa u otra persona. En este caso, la usurpación es hacia la DGT, para hacer creer a las víctimas que tienen una multa de tráfico pendiente de pagar.

Así lo ha reconocido también la propia DGT a través de redes sociales, respondiendo a una persona que preguntaba por una posible sanción que le había llegado: “Efectivamente, es falsa. #phising”, ha asegurado la cuenta oficial de Tráfico en Twitter. Pero, ¿cómo se produce esta comunicación falsa?

Los usuarios afectados reciben por correo electrónico la supuesta notificación de una multa no pagada, y soliciten que entres a conocerla. Estas falsas comunicaciones emplean el logotipo del propio organismo y del Ministerio del Interior para dar veracidad al fraude. También suelen, además de instar al enlace y al pago de la sanción, pedir datos personales o bancarios a la víctima.

Ante este problema recurrente, la DGT vuelve a recordar que únicamente comunica las sanciones a través de su sistema de notificaciones electrónicas y a aquellos usuarios solo que se han suscrito a ella. Tráfico, en este sentido, se limita a enviar un SMS o correo electrónico a estas personas, pero no con la notificación de la multa, sino indicando simplemente que existe una notificación pendiente.

Es entonces el usuario el que debe acceder al sistema de la DGT, identificándose primero, para conocer con exactitud cuál es el contenido de esta comunicación. Solo ahí sería informado de la sanción, en caso de haberla.

Para más información consultar artículo original


Así pasan los coches ya la ITV en España en tiempos de COVID-19 y tras el Estado de Alarma

Así pasan los coches ya la ITV en España en tiempos de COVID-19 y tras el Estado de AlarmaMás de 3 millones de vehículos que no pudieron pasar la ITV durante el Estado de Alarma ya han realizado la inspección. Sin embargo, el retraso afecta a más de dos millones aún pendientes.

Más de 5 millones de vehículos no pudieron pasar la ITV entre los meses de marzo y mayo, cuando estalló la crisis del coronavirus y la emergencia sanitaria requirió de un duro confinamiento y un Estado de Alarma activado en España. La suspensión de los servicios de ITV causó un gran colapso en todas las estaciones de inspecciones.

El Gobierno prorrogó entonces hasta por dos veces los períodos de inspección obligatoria para todos aquellos vehículos que en este tiempo debían pasar la ITV, con el objetivo de escalonar todas las revisiones pendientes junto a las nuevas inspecciones que caducaban y que, lógicamente, han terminado por saturar la mayoría de centros en España, con listas de espera que alcanzan ya hasta el año 2021, tal y como te contamos hace unas semanas.

Pues bien, la asociación AECA-ITV, que integra la práctica totalidad de empresas que prestan servicio de ITV en España, acaba de comunicar que el 60 por ciento de los vehículos que tenía pendiente las inspecciones ya ha logrado superar la ITV, un trámite obligatorio y fundamental para la seguridad vial. Sin embargo, a pesar de este buen dato acumulado, aún queda pendiente el otro 40%, es decir, más de 2 millones con la ITV todavía caducada.

Según AECA-ITV, este avance en las inspecciones ha sido posible gracias a la ampliación de horarios de las estaciones, de entre un 10 y un 15%, y también al incremento en las plantillas de los centros, que se cifra entre un 10 y un 35 por ciento. Las estaciones, además, han reforzado el sistema de citas previas para hacerlo más ágil, ya obligatorio en la mayoría de centros para poder proceder a la inspección.

Para alcanzar esta cifra, el número de inspecciones se ha incrementado en toda España en un 23 por ciento, tal y como anuncia el director gerente de AECA-ITV, Guillermo Magaz. Además, “muchas de las estaciones de ITV que han gestionado con cita previa disponen de toda la documentación antes de que llegue el cliente, con lo cual no es necesario bajarse del coche”, recuerda también Magaz.

Las estaciones de ITV comenzaron su particular desescalada entre los pasados días 11 y 18 de mayo. Según el propio Guillermo Magaz, esto originó “un panorama de colapso del servicio ITV y consiguiente perjuicio para la seguridad vial y protección medioambiental y con el daño social vinculado”. El Ministerio de Sanidad concedió entonces una moratoria de mínimo 45 días (30 más otros 15 por cada semana que se prorrogó el Estado de Alarma) a todos los vehículos que sufrían la caducidad de su ITV en esa fecha de cierre del servicio.

Además, a los vehículos cuya fecha de caducidad ha sido entre el 21 de junio y el 31 de agosto, ya con la nueva normalidad, se les ha concedido también una prórroga de 3 meses a contar desde la fecha de su vencimiento, con el objetivo de no colapsar aún más el sistema de inspecciones.

Para más información consultar artículo original


Esta acción habitual en el coche puede suponerte ya hasta 80 € de multa

Esta acción habitual en el coche puede suponerte ya hasta 80 € de multaLa mascarilla es indispensable ya en nuestras vidas y en cualquier recorrido que hagamos en coche. No llevarla puede acarrear sanción… pero también el lugar en el que la dejemos cuando su uso no es obligatorio.

Mascarilla, mascarilla y mascarilla. La crisis del coronavirus nos deja un nuevo elemento indispensable ya en nuestras vidas, y veremos hasta cuándo. De momento, y atendiendo a las cifras actuales de contagios y transmisión, parece que va para largo, así que no queda otra que acostumbrarnos a ella por nuestro bien y el de la salud pública, al demostrarse como la principal arma en la lucha contra el Covid-19.

Al salir de casa y subirte al coche, por tanto, junto al móvil, la cartera o el bolso, ya la mascarilla es obligatoria como complemento. Y ya lo sabes: siempre que viajes en el coche con personas con las que no convivas, estás obligado a circular también con ella puesta correctamente. De lo contrario, te expones a multas ya de 100 euros, tal y como recoge el Real Decreto que aprobó el Gobierno para la llamada nueva normalidad.

Por tanto, únicamente si viajes solo en el coche, o con personas con las que convivas, podrás viajar sin la mascarilla puesta. Y también si cumples alguna de las excepciones contempladas actualmente: persona con dificultades respiratorias cuyo uso empeora su condición; motivos de salud debidamente justificados, o personas que por su situación de discapacidad o dependencia presenten alteraciones de conducta que lo hagan inviable.
Hasta aquí, todo queda claro y ya bastante conocido. Sin embargo, en los casos en los que no hay que llevar puesta la mascarilla en el coche, ¿sabemos qué hay que hacer con ella? Una práctica cada vez más habitual y que vemos con frecuencia en los automóviles que nos encontramos a nuestro paso supone colgarla en el retrovisor para tenerla siempre a mano. Error.

Tal y como recuerdan desde OcasionPlus.com, esta acción habitual supone ya multas de hasta 80 euros. ¿Por qué? El Reglamento General de Circulación recoge, en su artículo 19, la obligación de que el conductor mantenga en todo momento el campo necesario de visión y la atención permanente en la conducción para garantizar su propia seguridad, la de los pasajeros y la del resto de usuarios.

Es evidente, por tanto, que colgar la mascarilla en el retrovisor reduce el campo de visión y empeora la visibilidad sobre todo en giros, pudiendo además ser motivo ya también de distracción cuando se mueve. Por ello, esta acción puede considerarse como una infracción tipificada como leve, con multa de 80 euros. Y además debes saber también que, al margen de la cuantía económica, es una práctica poco higiénica que puede contaminar también la mascarilla. No lo hagas.

Para más información consultar artículo original


Por qué decirle a tu cuñado que te siga en el coche (o seguirle tú) puede no ser buena idea

Por qué decirle a tu cuñado que te siga en el coche (o seguirle tú) puede no ser buena ideaSeguir o hacernos seguir por el coche de un familiar, no es buena idea y puede darte algún quebradero de cabeza en caso de siniestro. Te contamos por qué.

Es una práctica habitual que muchos hacemos cuando alguien de nuestro entorno, madre, padre, conyuge, hermana, cuñado, no sabe ir a algún lugar en el que hemos quedado, decirle que nos siga con su coche o hacerlo nosotros si los que no sabemos ir somos nosotros. Y viajar en vacaciones con dos coches conducidos por ambos conyuges uno seguido de otro. Pero puede no ser buena idea y podemos tener una sorpresa con el seguro de nuestro vehículo en caso de siniestro, si contamos con un seguro obligatorio “mondo y lirondo”.

La cobertura del seguro obligatorio, tal y como nos comenta Mario Arnaldo, de Automovilistas Europeos Asociados, excluye en el artículo 5 de la actual Ley sobre responsabilidad civil y seguro en la circulación de vehículos a motor los daños producidos en estos casos. Así como no cubre los daños en los bienes sufridos por el vehículo asegurado, tampoco cubre los bienes “de los que resulten titulares el tomador, el asegurado, el propietario o el conductor, así como los del cónyuge o los parientes hasta el tercer grado de consanguinidad o afinidad de los anteriores”. Por afinidad de los anteriores se entendería también cuñados o personas relacionadas.

En estos casos, si tanto el vehículo tuyo como el de tu familiar tienen solo cobertura del seguro de suscripción obligatoria y habéis tenido un siniestro los daños materiales no estarían cubiertos, sí lo estarían los personales. Tampoco estarían cubiertos los daños, por ejemplo, en un garaje que es propiedad del conductor. El motivo no es otro que evitar fraudes.

Para más información consultar artículo original

 


La DGT avisa: hasta 500 € de multa si no llevas todo esto obligatorio en tu coche

La DGT avisa: hasta 500 € de multa si no llevas todo esto obligatorio en tu cocheAdemás del kit de seguridad, hay otros 5 elementos que debes llevar siempre en tu coche o son motivo de sanción. Las multas oscilan entre los 10 y los 500 euros.

Agosto, mes de vacaciones y de viajes a la playa, al pueblo o a la montaña. Incluso en tiempos del coronavirus, y de rebrotes, la movilidad se ha incrementado notablemente en las últimas semanas. Por eso, y tras haber estado varios meses con el confinamiento y el estado de alarma, es importante que recuerdes qué debes llevar en el coche obligatoriamente si no quieres exponerte a una multa. Y recuerda que ya está activada la Operación Especial de Verano, con numerosos controles en carretera.

Por todo ello, la DGT nos ha recordado estos días qué elementos debes llevar sí o sí en el coche, porque son obligatorios. El llamado “kit seguridad” es el primero y el más importante si tienes la desgracia de sufrir un percance en carretera o un accidente. Pero no es lo único que debes siempre llevar en tu habitáculo junto a las maletas, la nevera, la sombrilla, la silla de la playa o los juguetes de los niños. Repasamos todo lo que debes llevar, elemento por elemento.

Triángulos de emergencia

Seguro que éste sí lo sabes. Los triángulos de emergencia sirven para señalizar cualquier percance en carretera. Debes siempre colocarlos, uno por delante y otro por detrás, para advertir al resto de usuarios de una emergencia. No llevarlos en el coche supone una sanción de 200 euros. Pero llevarlos dañados, incompletos o sin estar homologados, también acarrea la misma multa. Comprueba su estado primero antes de viajar.

Chaleco reflectante

El segundo elemento del llamado “kit de seguridad” es, obviamente, el chaleco reflectante de alta visibilidad. En caso de avería o accidente, es obligatorio que bajes siempre del coche con él puesto o, de lo contrario, también te arriesgas a la misma multa que con los triángulos: 200 euros. La normativa indica que debes llevarlo además a mano para poder cogerlo siempre sin salir del coche. Su mal estado también es motivo de la misma sanción.

Rueda de repuesto

Otro elemento imprescindible siempre en el coche, y por el que pocas veces reparamos, es la rueda de repuesto. Siempre y cuando, claro, tu coche la equipe de serie, y no disponga de kit antipinchazos, en cuyo caso la obligatoriedad es la misma para este elemento homologado. No puedes circular sin este elemento de sustitución, cuya sanción asciende también a 200 euros. Es importante también que de vez en cuando compruebes su presión, para no llevarte una sorpresa en caso de necesidad.

Carné de conducir

Aunque la DGT ya ha lanzado una aplicación, “miDGT”, que permitirá llevar el carné en el móvil, de momento la normativa vigente todavía indica que estás obligado a llevar siempre en tu coche el carné de conducir físico. La sanción, como con toda la documentación obligatoria, puede oscilar entre los 10 y los 500 euros.

Permiso de circulación

Misma sanción que el carné de conducir se aplica al permiso de circulación, otro de los documentos que debes siempre por obligación llevar en el coche. Comprueba antes de emprender un viaje que los llevas todos en la guantera.

Tarjeta de la ITV

Otro documento que se rige por la misma normativa. Es necesario que tengas la ITV en regla y que lo puedas demostrar con la tarjeta. Además debes saber que es una de las prioridades que vigila la Guardia Civil en carretera, incluso montando controles exclusivamente para su comprobación en cada coche. No te arriesgues a una multa de hasta 500 euros.

Y circula con la pegatina de la ITV

Pero además de contar con la tarjeta que justifique que has superado correctamente la ITV con tu coche, es obligatorio también que lleves la pegatina en el parabrisas, en la parte visible de la zona derecha superior. Así lo indica la propia normativa de Tráfico. Ahora sí, ya puedes emprender con todo el viaje con tranquilidad.

Para más información consultar artículo original


El truco definitivo para saber en qué lado está el depósito de combustible del coche

El truco definitivo para saber en qué lado está el depósito de combustible del cocheSi eres de los que conduce habitualmente más de un coche, es habitual que puedas dudar en qué lado está el depósito de combustible. Atento al truco infalible que te damos.

Si tienes coche de empresa o por motivos laborales tienes que conducir varios modelos de vehículos de forma habitual, seguro que en más de una ocasión has dudado del lugar –en el lado derecho o en el lado izquierdo de la carrocería- donde se encuentra el depósito de combustible. El saber dónde está exactamente te puede llevar a ahorrar tiempo cuando vayas a una estación de servicio a repostar y colocar de forma debida el vehículo.

Pues bien, existe un truco infalible con el que sabrás en cuestión de segundos en qué lugar –lado derecho o lado izquierdo- se encuentra el depósito de combustible. Dicho truco es el siguiente: fíjate en el panel de instrumentos tras el volante (el que tienes frente a ti) y entre la esfera o el marcador de la velocidad y el de las revoluciones, suele estar el indicador de cantidad de combustible. En este lugar, suele estar situado el símbolo de un depósito y otro pequeño símbolo, flecha pequeña o indicador que está a la izquierda o a la derecha. Pues bien, dependiendo del lugar en el que está ese pequeño indicador, ahí es donde estará (a la izquierda o a la derecha) la boca de llenado del depósito de combustible.

En el caso de que no existiera esa pequeña flecha o indicador, otra buena recomendación es fijarse en el lugar en el que se encuentra el símbolo del depósito: si está en la zona izquierda del panel de instrumentos, la boca de llenado del depósito estará en el lado izquierdo de la carrocería; si dicho simbolito del depósito está en el lado derecho del panel, entonces la boca de llenado estará a la derecha.

¿POR QUÉ UNOS COCHES TIENEN EL DEPÓSITO A LA DERECHA Y OTROS A LA IZQUIERDA?

La disposición lateral de los depósitos –a la izquierda o a la derecha-, y por tanto de la boca de llenado, viene dado por la normativa de seguridad y la mejor construcción del automóvil, con un diseño propio más eficiente en cada fabricante de automóviles y en cada modelo. Por otro lado, tampoco se pueden disponer en lugares donde el combustible pueda gotear sobre los sistemas de escape o sobre el cableado eléctrico.

Para más información consultar artículo original


El uso de la mascarilla en el coche: casos en los que SÍ debes usarla y cuándo NO

El uso de la mascarilla en el coche: casos en los que SÍ debes usarla y cuándo NOLa mascarilla se ha convertido en uno de los mejores medios para frenar los contagios por Covid-19. Te contamos cuándo debes usarla en el coche y cuándo no es necesario.

Distancia social, lavado de manos reiterado y uso de la mascarilla. Los médicos y científicos han sido claros y piden de manera continuada mantener estas tres medidas de seguridad para frenar los contagios por Covid-19. Sin embargo, siguiendo las normas promulgadas por el Gobierno, el uso de la mascarilla en un coche no es siempre obligatorio. Te contamos en qué casos debes llevarla y cuándo puedes omitirla.

Como se ha demostrado, el uso de la mascarilla es fundamental para no contagiarnos o contagiar a terceros (recordemos que podemos ser asintomáticos pero portadores del virus). Por ello, muchas comunidades autónomas son las que han obligado a su uso, incluso, cuando se puede mantener la distancia social. Cuando no sea posible, la mascarilla es obligatoria en toda España. No olvidemos, tampoco, los espacios cerrados, donde es de obligado cumplimiento.

Y uno de los espacios cerrados donde no se puede guardar distancia social son los vehículos. Por ello, tal y como quedó reflejado en el Capítulo II del Real Decreto-ley 21/2020, las personas que viajen en transportes públicos y privados de hasta nueve plazas (incluido el conductor) tendrán la obligación de llevar puesta la mascarilla.

Sin embargo, se establecen las siguientes excepciones:

  • Que los ocupantes sean convivientes (vivan en el mismo domicilio).
  • Que el pasajero tenga menos de seis años.
  • Que el pasajero tenga una enfermedad respiratoria y la mascarilla agrave su salud.
  • Que el pasajero tenga un grado de discapacidad o dependencia que le impida quitarse la mascarilla por sí mismo.

Para más información consultar artículo original


Cómo actuar si tu coche te deja tirado por un problema con la batería

Cómo actuar si tu coche te deja tirado por un problema con la bateríaLa batería es uno de los componentes que más sufre con las temperaturas extremas. Por ello, te contamos cómo actuar si te deja tirado este verano por un problema.

Si algo hace sufrir a nuestros coches son las condiciones extremas. Da igual frío o calor, ambas alteran y complican el rendimiento óptimo de los componentes de nuestros coches. Y en el puzzle que es un coche, la batería es una de las piezas más delicadas cuando se acercan las temperaturas más extremas.

Tal y como nos cuenta Norauto, los componentes de las baterías son especialmente sensibles a los cambios bruscos de temperaturas. De hecho, las temperaturas demasiado cálidas provocan un degradado más rápido de su vida útil. Y a todo esto se suma el tiempo que nuestro coche ha permanecido parado durante el confinamiento, otro comportamiento que agiliza su envejecimiento.

Por ello, antes de salir de viaje, no es mala idea acudir a un taller especializado para realizar una revisión rápida para comprobar el estado de los líquidos, las ruedas, los filtros y, también, la batería. Esto cobra especial relevancia si al arrancar el coche compruebas cómo a este le cuesta más de lo normal o, incluso, necesitas repetir el intento en varias ocasiones.

¿Qué hacer si me quedo tirado?

Pese a todo, una batería puede dejarnos tirados en el momento menos pensado. Y, además, ese momento menos pensado también suele ser el menos oportuno. Si esto te sucede, prueba con lo siguiente:

  • Pinzas: Llevar unas pinzas en el maletero siempre es una buena idea, ya que nos puede sacar de un buen apuro. En este caso sólo necesitaremos otro coche para conseguir nutrir a nuestra batería con su energía y, así, ponerla en funcionamiento. Eso sí, cerciórate de conectar el borne positivo con el positivo y el negativo con el negativo.
  • Arrancador o Booster: El sistema es el mismo que el de las pinzas, pero no necesitaremos un segundo coche que nos auxilie. Este producto está bien para tenerlo en casa pero es mucho más complicado que las pinzas si lo queremos llevar con nosotros.
  • Cambiar la batería: Hay ocasiones que por mucho que lo intentemos con un segundo coche y unas pinzas o con un arrancador, nos resulta imposible poner en marcha el coche. En estos casos, la mejor solución es cambiar por completo la batería, bien llamando a la grúa o al servicio de asistencia en carretera que tengamos contratado.

Para más información consultar artículo original


Trucos infalibles para proteger tu coche del sol y de las altas temperaturas

Trucos infalibles para proteger tu coche del sol y de las altas temperaturasTras semanas de titubeos, el calor se ha instalado en nuestro país. Te contamos cómo puedes proteger a tu coche del sol y de las altas temperaturas.

Sólo hay una sensación peor que el calor de julio y agosto a las cuatro de la tarde con el sol cayendo a plomo. Sentarte dentro de un coche con temperaturas abrasadoras supera con creces esa sensación de agobio que nos produce el calor. Pero hay algunos trucos que pueden hacer más llevadero este ritual y, sobre todo, sufrir menos las consecuencias de las altas temperaturas.

En estos casos, lo más simple suele ser lo más efectivo. Busca sombras de gran tamaño a la hora de aparcar, de esta manera rebajaremos ligeramente el calor en el interior del coche y entrar en él no será agradable, pero sí más llevadero. En el mismo sentido, utiliza siempre un parasol. De esta manera puedes rebajar la temperatura interior del coche hasta en 10 grados y los rayos del sol no incidirán directamente sobre el salpicadero y sus plásticos, por lo que aumentarás su vida útil y evitarás que pierdan color con el paso del tiempo. Por su puesto, el volante o la palanca de cambios no quemarán nuestras manos.

Del mismo modo, comprar un coche con las ventanillas tintadas siempre es una buena opción. Igualmente, si no te lo pudiste permitir en su día, no está demás en que vayas a un sitio especializado e inviertas en este sistema. La temperatura en el interior se reducirá y los rayos del sol no incidirán con tanta fuerza sobre las tapicerías y los cinturones, otros clásicos que abrasan nuestras manos.

A veces, lo más sencillo es lo más efectivo

Estos pequeños trucos los podemos aplicar en nuestro día a día y están al alcance de nuestra mano, pero el mantenimiento es muy importante para contar con un coche fresco. Si los sistemas de refrigeración se encuentran en un buen estado, el climatizador o el aire acondicionado enfriará antes y con mejor calidad de aire el habitáculo, pero también será menor el esfuerzo que tenga que realizar la mecánica de nuestro vehículo para conseguir una temperatura agradable en el interior.

Y si estás pensando en viajar o salir de vacaciones en los próximos días o semanas, cuida tu coche, pero también cuida de ti mismo. Antes de comenzar la marcha, baja las ventanillas del coche y airea el interior en las horas centrales del día, procura evitar viajar en las horas más calurosas, lleva siempre botellas de agua en el interior y planea el viaje, con paradas cada dos horas o 200 kilómetros.

Para más información consultar artículo original